Creatividad y publicidad

Realizamos fundamentalmente tres tipos de trabajo creativo: naming, verbal branding y story telling publicitario.

Naming.

En Creativo el último! somos especialistas en transformar ideas en nombres…
El nombre de una nueva empresa o producto es una decisión trascendental, la primera impresión en el consumidor y el mensaje más repetido. Un nombre define la identidad y permite a la marca ser recordada. Por eso debe estar lleno de significado y tener punch, resonando de manera que sea fácil de recordar, pronunciar y escribir. Somos especialistas en crear nombres atractivos, funcionales, distintos a la competencia, y que creen la mejor marca posible.

Verbal branding.

Vertiendo idearios en manuales de marca…
Redactamos credos de marca con una pauta primordial: articular una narrativa coherente y consistente trabajando la identidad corporativa de manera que la marca llegue más y mejor a todas sus audiencias. Dando coherencia a esta expresión verbal ayudamos a construir una voz de marca dúctil y flexible para ser utilizada por múltiples agentes: público interno, portavoces, proveedores o creativos externos… Todo sin que su voz deje de ser única e inconfundible, sorprendente y grata de escuchar.

Story telling publicitario.

Expertos en construir historias originales a partir de una idea…
El storytelling es una herramienta fundamental en la publicidad de hoy, que ya no intenta persuadir contando virtudes sino conectando con la emoción.
En Creativo el último! somos especialistas en construir historias únicas, seductoras, fáciles de recordar. Historias que expresan la personalidad de la marca al mismo tiempo que crean vínculos con el consumidor haciendo que éste se sienta identificado con el producto dentro del marco de un marketing sensorial y emocional.

Nuestros trabajos en comunicación y publicidad creativa.

Hemos trabajado en colaboración con la agencia MORILLAS BRAND DESIGN, agencia líder en Branding e innovación, creando namings, descriptores y storytelling para:

Sobre el Autor: AngelaObon